Noticias

Izquierda-Ezkerra presenta enmiendas a la reforma fiscal para acabar en Navarra con el paraíso fiscal del Impuesto de Sociedades

jueves, 05 de diciembre de 2019

 

Es insostenible que las empresas aporten de sus beneficios solo el 5,6% de la recaudación mientras el IRPF y el IVA suman el 73%

 

Si no se corrige el paraíso fiscal del que disfrutan las empresas en Navarra, a medio plazo, los servicios públicos fundamentales, educación y salud, serán insostenibles

 

Las enmiendas presentadas por IE pretenden duplicar la recaudación aportada por las empresas

 

Izquierda-Ezkerra ha presentado 13 enmiendas a la reforma fiscal remitida al parlamento por el Gobierno de Navarra para corregir el funcionamiento del Impuesto de Sociedades y aumentar de forma relevante su aportación a la recaudación fiscal.


Hoy el Impuesto de Sociedades en Navarra presenta una serie de agujeros negros y trampas que permiten a las empresas, fundamentalmente a las grandes empresas, tributar a la Hacienda Pública una parte marginal e insuficiente de sus abultados y crecientes en los últimos años beneficios empresariales.


El impuesto está atravesado por toda una serie de agujeros negros que conducen a una irrisoria recaudación fiscal: tipos de gravamen bajos, tributaciones mínimas escasas y agujereadas por una normativa que las reduce todavía más, abuso de las compensaciones de bases negativas, menú pantagruélico de deducciones y reducciones en la tributación de los beneficios…


Todo ello nos ha llevado a un escenario que solo podemos calificar de ¨latrocinio legalizado¨ a la mayoría social y en especial a las clases trabajadoras, que aportan la mayoría de la recaudación por IRPF e IVA.


Mientras el IRPF aporta el 39% de la recaudación y el IVA el 34%, las empresas, a través del IS, apenas superan el 5%.


Pero no solo estamos ante un problema de justicia fiscal, estamos también ante un problema de insostenibilidad del Estado Social: educación, salud, derechos sociales, pensiones…


Si no acabamos con el paraíso fiscal del que hoy disfrutan las empresas no se podrá sostener a medio plazo el Estado Social. Por ello es inaplazable abordar de forma inmediata la corrección de este gravísimo desequilibrio.


Sin embargo el Gobierno de Navarra, en el proyecto de reforma fiscal que ha remitido al Parlamento, no propone nada para abordar esta trascendental cuestión. Incluso, por el contrario, hace alguna propuesta que profundiza en el ¨cáncer fiscal que sufrimos como es la exención total de la tributación en el Impuesto sobre el Patrimonio de los bienes afectos a actividades empresariales.


Las enmiendas presentadas por Izquierda-Ezkerra plantean:


  • Aumentar del 28% al 35% el tipo de gravamen para las grandes empresas.

  • Aumentar el tipo de tributación mínima para las grandes empresas del 18% al 25%.

  • Reducir del 70% al 50% (empresas con cifra de negocios inferior a 60 millones de euros) y al 25% (empresas con cifra de negocios superior a 60 millones) la reducción de bases liquidables positivas con las pérdidas de ejercicios anteriores.

  • Reducción de quince años a siete años el periodo para la compensación de bases liquidables positivas con pérdidas de años anteriores.

  • Eliminación de la reducción sin limitación de 1 millón de euros de las bases liquidables positivas con las pérdidas de años anteriores.

  • Eliminación de las reducciones de la tributación mínima. No podrá ser rebajada con deducciones adicionales como ahora sucede.

  • Reducción de la deducción por Investigación y Desarrollo de hasta el 50% actual de la cuota líquida, al 25%.

Con estas enmiendas desde Izquierda-Ezkerra perseguimos una corrección rápida y urgente del comportamiento recaudatorio del Impuesto de Sociedades.


Este impuesto necesita de una transformación y reforma más profunda y amplia pero en todo caso lo que ahora proponemos con urgencia es una corrección que aumente con rapidez su eficacia recaudatoria.


Doblar la recaudación actual, pasar de una aportación a la recaudación total del 5% al 10%, seguirá siendo insuficiente pero en este momento es un primer paso imprescindible para caminar en la senda de la sostenibilidad del Estado Social en Navarra.


Eso es lo que pretendemos y proponemos desde Izquierda-Ezkerra a la vista de la inacción y pasividad del Gobierno de Navarra.


Gabinete Prensa Izquierda-Ezkerra


 

< Anterior   Siguiente >