Noticias

Izquierda-Ezkerra advierte que UPN trata de preparar el terreno para un nuevo agostazo en Navarra

martes, 05 de marzo de 2019
  •      El primer paso ha sido la absorción del PP por UPN y su desaparición del Parlamento de Navarra.
  •    Después del 26 de mayo, ya sin el PP en el Parlamento de Navarra, el pacto UPN-PP puede durar cinco minutos si UPN y PSN tienen opciones de formar gobierno.
  •    Izquierda-Ezkerra lamenta que el PSN siga sin descartar un nuevo agostazo al no rechazar el pacto con UPN

 

UPN y PP son parte natural del frente de derechas que estos partidos conforman junto con Ciudadanos y Vox.


Ahora el PP ha aceptado no presentarse en Navarra a las elecciones forales de mayo a cambio de que alguno de sus representantes vaya en la lista electoral de UPN.


Por lo tanto mediante esta absorción el PP entrega sus votos a UPN y desaparece del Parlamento de Navarra. Es decir, en mayo no se presentara a las elecciones una coalición UPN-PP, se presentará UPN.


Sin embargo, UPN y su frente de derechas y ultraderecha no tiene ninguna posibilidad real de derrotar al cambio político, social y plural, que comenzó en Navarra en 2015.


Solamente si el PSN suma sus votos al frente de derechas UPN podría tener alguna opción de recuperar el Gobierno de Navarra después de las elecciones de mayo de 2019.


Pero el PSN solo excluye de sus posibles pactos a UPN/PP, no a UPN.


Esta es la realidad, y por ello sigue resultando alarmante la reiterada posición del PSN de no excluir a UPN de sus posibles pactos después de las elecciones.


Alarmante porque UPN es tan de derechas como Ciudadanos o Vox.


Ante este escenario desde Izquierda-Ezkerra debemos advertir que el pacto de absorción del PP por UPN puede durar cinco minutos después del 26 de mayo si el PSN se lo pide a UPN para alcanzar acuerdos.


Esta historia ya la conocemos en Navarra, sucedió en 2007 y se llama agostazo.              


Porque un nuevo agostazo es la única opción que podría tener UPN para recuperar el gobierno y abortar el cambio.


Ante este escenario Izquierda-Ezkerra hace un llamamiento a la sociedad navarra en general, y a las gentes de izquierdas en particular, para ser conscientes de los riesgos reales que amenazan al cambio iniciado en 2015.


El próximo 26 de mayo la elección que tendrá ante sí la sociedad Navarra es muy clara: o frente de derechas, o continuidad del cambio.


Las gentes de izquierdas de navarra que apoyaron el cambio en 2015 y que desean que continúe y se refuerce deben valorar quien representa una garantía para su continuidad y quienes suponen un alto riesgo de involución.


Gabinete de Prensa Izquierda-Ezkerra

< Anterior   Siguiente >