Noticias

Izquierda Ezkerra celebra el cierre definitivo de la central nuclear de Garoña, una gran victoria de la lucha social y política

miércoles, 02 de agosto de 2017

Izquierda Ezkerra muestra su satisfacción por  el cierre definitivo de la central nuclear de Garoña en la medida en que los riesgos de su actividad para la población eran y son inasumibles, además de por los graves daños al medio ambiente e incluso por su nula rentabilidad económica, además de la inmensa inversión que sería necesaria en tiempo y dinero para haberla puesto  en funcionamiento cumpliendo con los requerimientos de CSN.

 

Izquierda-Ezkerra califica de despropósito todo el proceso para la reapertura de la Central de Garoña ya que por una parte los socios de Nuclenor, que decidió el cese de su actividad en 2012 a pesar de contar con permiso al efecto hasta 2013, no se ponían de acuerdo y por otra parte ni hay necesidad de la energía que supuestamente produciría ni había expectativas sobre su rentabilidad económica.

 

La inversión millonaria perdida para mantener esta central nuclear en condiciones para haber podido ser reabierta, es consecuencia de que no se produjera el cese definitivo por el gobierno del Partido Popular en su día, hace 5 años.

 

Izquierda-Ezkerra critica duramente la inacción y el cinismo del gobierno del Partido Popular en tanto en el Estado y en Castilla y León no ha movido un dedo para diseñar y desarrollar un plan específico para la generación de empleo en la zona.

 

Izquierda Ezkerra aspira al cierre de todas las centrales nucleares existentes en el Estado para sustituirlas por productores de energía limpia, y exige  al Gobierno del Estado un plan urgente para el desarrollo económico del Valle de Tobalina.

 

Gabinete de Prensa de Izquierda-Ezkerra 

< Anterior   Siguiente >