Documentos

Intervención del Coordinador general en la 6º Asamblea de IUN-NEB

sábado, 14 de febrero de 2004

 

En esta intervención que clausura esta 6ª Asamblea de IUN-NEB, quiero, en primer lugar, trasladaros mi agradecimiento por la confianza que habéis depositado en los compañeros y compañeras que componemos las candidaturas a los tres órganos que hoy hemos elegido (Consejo Político, Comisión Ejecutiva y Coordinación General).

 

También quiero confesaros que asumo la Coordinación general como un auténtico reto personal y político, un reto que lo recojo con la mayor ilusión y fuerza para desarrollar este proyecto hacia el futuro, y un reto que está sustentado en el equipo  de personas que, junto a mí, hoy habéis elegido.

 

Todas las Asambleas Generales escribes páginas de la historia de Izquierda Unida de Navarra. La de hoy, nuestra 6ª Asamblea ha escrito dos páginas fundamentales en IUN-NEB:

 

El nuevo impulso que hemos dado al proyecto transformador, alternativo, ecosocialista y por el diálogo que representa IUN-NEB. 

 

Y que hemos sabido canalizar la pluralidad en la propuesta política y concreción unitaria en el documento político y en las candidaturas de consenso.

 

Hemos hecho un ejercicio  de unidad,  de integración, que nos permite tener una IUN más fuerte y más firme  para desarrollar y llevar a cabo el proyecto  de cambio que necesita Navarra. Porque esta unidad nos va a permitir encarar todos los retos y desafíos que IUN-NEB va a tener en el futuro como 3ª fuerza política  de Navarra. 

 

Hoy hemos hecho un encuentro contra el pensamiento único, contra el autoritarismo instalado en el poder, contra el belicismo y el lenguaje  de las armas, contra el neoliberalismo.  

 

Hoy, aquí, impulsamos un modelo político basado en la justicia social y medioambiental. 

 

Desde esta Asamblea, IUN-NEB lanza un mensaje  de solidaridad y  de futuro a los navarros y navarras.

 

Esta Asamblea ha sido una convocatoria a concretar la utopía, IUN-NEB nunca nos quedamos enfrentados al muro  de las lamentaciones, somos capaces  de soñar, pero también somos capaces  de gobernar, somos capaces  de realizar,  de gestionar la acción  de la izquierda alternativa.   

 

Un mundo sin guerras es posible y una Navarra en paz también: una nueva etapa que reinicie el diálogo político y social es nuestra apuesta. Decimos rotundamente NO AL TERRORISMO, NO A LA VIOLENCIA; pero también decimos NO al frentismo, NO al enfrentamiento  de identidades, NO al enfrentamiento  de unos navarros contra otros. Nuestra propuesta es en positivo, es integrar y respetar las diferentes identidades que conviven en Navarra,  para desde la PAZ conseguir una Navarra más solidaria, más justa, más social y más ecológica.

 

Reclamar el diálogo  para que se entienda la gente es ser demócrata, y negarlo es ser autoritario.  

 

Por eso pedimos la palabra.  Porque Otra Navarra es posible. El desarrollo económico no está sirviendo  para aumentar la justicia social y medioambiental en Navarra.  

 

El no aumento  de los derechos sociales y ciudadanos es lo que crea espacios  para el enfrentamiento, el autoritarismo y el individualismo. La solidaridad y la justicia social tienen que tener asiento en el Gobierno  de Navarra,  para atender el verdadero interés general  de los navarros y navarras.

 

IU quiere una Navarra más próspera y más justa, que se desarrolle con la participación  de la sociedad, queremos implantar la democracia ciudadana: los presupuestos participativos, las consultas populares a través de los referendums, abrir las puertas  de los Aytos, Parlamento y Gobierno  para que en ellos tengan voz los problemas  de la gente.

 

Reclamamos lo público, frente a la dictadura del mercado. Queremos consolidar y dignificar los derechos sociales  de las personas:

 

queremos universalizar una sanidad pública y de calidad;

 

reivindicamos una enseñanza sin imposiciones, queremos educar y aprender en libertad, una escuela integradora que forme en valores y en tolerancia;

 

que la vivienda deje  de ser un lujo al alcance  de los pudientes, reclamamos que se hagan viviendas sociales, que la Administración ponga los medios, que los tiene,  para que haya suelo donde se construyan muchas viviendas protegidas, sin cesiones a los terratenientes, promotores y constructores;

 

trabajamos por igualar los derechos civiles a todas las personas sin distinción;

 

apostamos por el salario ciudadano, renta básica que asegure un mínimo vital a cada persona;

 

por el impulso  de unos servicios sociales públicos;

 

exigimos una carta de derechos para todos y todas;

 

y para ello proponemos un nuevo modelo económico y fiscal que redistribuya la riqueza, desde la progresividad: quien más tiene, más paga.

 

Unas propuestas valientes  para conseguir una sociedad integrada y con derechos.

 

IU ha establecido el marco  de desarrollo  del autogobierno  de Navarra en un Estado federal solidario. Desde la izquierda reivindicamos la soberanía  de los ciudadanos y  de sus derechos frente a las construcciones nacionales que levantan murallas. Nuestra propuesta federalista abre las murallas  del centralismo y del separatismo, e integra la diversidad y respeta la decisión  de sus integrantes. 

 

Queremos una Navarra que tenga voz propia en el Estado y en Europa. Queremos una Navarra con mayoría  de edad  para relacionarse con otras Comunidades y con el Estado en condiciones  de igualdad. Y queremos una Navarra con un refuerzo en su ámbito competencial (defensa del régimen foral sin intromisiones del centralismo ni del nacionalismo). 

 

Nuestro trabajo político debe consistir en hacer posible que esta otra Navarra sea posible, en hacer posible materializar el cambio. Este es el compromiso y la responsabilidad que hemos asumido hoy como IUN-NEB. 

 

La nueva Navarra que proponemos sólo podrá ser el resultado del encuentro con sus necesidades sociales, culturales y económicas; y, también, el encuentro con sus protagonistas reales: jóvenes, mujeres, niños, trabajadores, las personas. 

 

Por eso, ahora tenemos que sacar este proyecto a la calle, porque el cambio político que defiende IUN-NEB ya lo hemos definido,  ahora depende  de la gente. Es el momento  de movilizar a la izquierda en Navarra, todos los que han estado en la calle en la Huelga General, contra la guerra, por los derechos sociales, civiles y ecológicos, por la paz y el diálogo sin exclusiones deben continuar su movilización. El próximo 14  de marzo, en las próximas elecciones generales todos los progresistas debemos dar sentido político al rechazo a las medidas impuestas por la derecha, por UPN y el PP.  

 

Ante la próxima cita electoral, señalar que el panorama político en Navarra se ha clarificado. Concurrimos a estas elecciones porque somos útiles  para que se produzca el cambio político en Navarra, somos útiles para pararle los pies a la derecha. 

 

IUN-NEB se va a encargar de quitar el maquillaje a esta Navarra de las maravillas que nos intenta vender UPN-PP, y que no es real. 

 

Un gobierno que no puede hacer más viviendas sociales, un gobierno que no puede construir un servicio oncológico público y de calidad, un gobierno que pone barracones prefabricados en las escuelas públicas, tiene que tener alternativa. 

 

El régimen  de UPN-PP está agotado, tiene síntomas  de desestabilización y hace aguas, empieza a tener agujeros que no están pudiendo taponar. La falta  de iniciativa política, el destape  de casos  de irregularidades, el intento  de manejar la administración desde la opacidad y la falta  de transparencia está arrinconando una política basada en atender determinados intereses privados frente al interés general. Es necesario el cambio. 

 

El PSN no es alternativa, por sí solo, a la derecha. El PSN debe ordenar sus ideas y su casa, y desde la humildad reconocer que necesita el acuerdo con otros  para poder construir la alternativa a la derecha. También le decimos al PSN que no es con políticas  de derechas como se ilusiona a la izquierda.  

 

Es necesaria una IU fuerte  para que los demás tengan que mirar a su izquierda. 

 

La referencia nacionalista, Nafarroa Bai es un compendio  de distintas culturas políticas, enfrentadas entre sí, en torno a un objetivo común: la construcción nacional. Sólo tiene este discurso, esta propuesta.  

 

IUN se presenta como la voz  de la Navarra social,  descaradamente de izquierdas y alternativa, con una propuesta firme, clara y comprometida con el cambio político. Integramos en IUN diferentes identidades, porque nuestro objetivo es la construcción social, es construir la alternativa a la derecha, en Navarra y en el Estado. Somos útiles porque en 1996 ya hubo un Diputado de izquierdas en Navarra y porque IU va a contar, y mucho, en el próximo Congreso para decidir el futuro político. 

 

Esta es nuestra fuerza, estas son nuestras propuestas, esta ha sido nuestra Asamblea. Compañeras y compañeros, pedimos la voz y la palabra para el cambio. VIVA IZQUIERDA UNIDA.

 

 

< Anterior